Alex Ramírez, sales manager de EP Automotive, habla sobre los dolores del sector que se traducen en una necesidad contundente de soluciones premium en logística sensible al tiempo.

Actualmente, el sector automotriz experimenta una serie de factores externos que aumentan la complejidad en sus procesos. Si sumamos a estos factores un eslabón tan importante como es la globalización, la industria automotriz se ve ante un gran desafío en su día a día: orquestar la compleja interconectividad en su cadena de suministro.

Los proveedores automotrices se encuentran distribuidos por todo el mundo; en algunos modelos de vehículos, cada pieza llega de un proveedor diferente, desde un país diferente. Esto hace que la conexión entre empresas sea todo un reto: las OEM, Tier 1 y 2 requieren canales de comunicación y planes logísticos de extrema calidad para secuenciar el movimiento de cada pieza y lograr que llegue al lugar adecuado justo en el tiempo requerido.

Por lo tanto, estas empresas automotrices demandan servicios logísticos premium y sensibles al tiempo.

A lo largo de los años, atendiendo y solucionando retos en la industria, he logrado identificar y conocer a profundidad cuatro de los principales retos que hoy en día hacen necesario contar con diseños logísticos premium.

1. La calidad de insumos y partes

Por más económico que sea un modelo de vehículo, cada una de sus partes obedece a especificaciones minuciosas que deben ser seguidas por todos los Tier.

Cualquier falla significa el regreso del material y, en caso de reincidencia, probablemente, la sustitución del proveedor. Así, los freight forwarders (FFW) a servicio de la industria deben estar preparados para ofrecer soluciones logísticas sensibles al tiempo en caso de una interrupción de producción por cuestiones relacionadas a la calidad del material recibido.

Ejemplifico esta situación con un caso práctico: un Tier 1 nos contrata para mover una caja de 53′ de autopartes para una de las grandes armadoras.

Un par de días después, es comunicado que un 70% de las partes no alcanzó el nivel de calidad requerido.

Ahora todo un segmento de la cadena de suministro debe trabajar contra reloj. El Tier 1 contrata servicios de carga crítica tanto para conseguir insumos de calidad con urgencia de sus proveedores (Tier 2) como para enviar expeditados (“hot shots”) con las partes de reposición, para no perder el contrato con la OEM.

Las empresas involucradas necesitan contar con un freight forwarder con la experiencia de ofrecer alternativas de soluciones, rutas y tarifas. No es momento de ahorrar, es momento de buscar la mejor solución con el proveedor adecuado.

2. El desarrollo continuo de prototipos

Freight forwarders sin experiencia en la industria automotriz pueden subestimar la velocidad de la presentación, aprobación y envío para línea de producción de prototipos.

Tengo otro ejemplo que se vive muy a menudo y que podría evitarse con una correcta integración de soluciones sensibles al tiempo por parte de un FFW especializado: Un Tier 1 presenta un prototipo de válvulas para una OEM de vehículos eléctricos. En una semana, requiere expeditar siete vuelos de Hong Kong a Estados Unidos, cada uno con 3 a 15 pallets de muestras para aprobación de la armadora.

Una vez aprobado, el Tier 1 puede diseñar un plan a largo plazo de entrega de las partes aprobadas del OEM; sin embargo, al volverse urgente la etapa de presentación y aprobación, se ve necesario recurrir a servicios de carga crítica.

En este escenario, es indispensable garantizar una comunicación directa con el FFW para activar un plan de entregas sensibles al tiempo.

Este caso también presenta una oportunidad de negocios que es parte de los business plan de las más robustas empresas del sector: la posibilidad de programar una cantidad anual de soluciones críticas para responder a los pedidos de prototipos, sin afectar la salud financiera de los proyectos.

3. Reacción rápida ante cambios en los pronósticos del mercado

Aún en estos momentos de crisis, algunas grandes armadoras llegan a experimentar cambios en su “forecast”; es decir, sus ventas fueron subestimadas.

Este escenario, a pesar de ser positivo desde la perspectiva comercial, requiere de una acción inmediata de sus Tiers para garantizar las autopartes necesarias para el incremento de producción.

Los servicios de carga crítica se deben implementar con agilidad y eficiencia para suplir esta nueva demanda de materia prima.

En una situación como esta, por ejemplo, un servicio marítimo que estaba contratado a partir del forecast inicial deberá ser sustituido con mucha agilidad y sincronización de esfuerzos hacia un servicio de pallets aéreos transportados con el servicio de Air Priority para impedir paros en la línea de producción de la OEM.  

4. El lanzamiento impecable de proyectos nuevos

Cada nuevo proyecto de una OEM detona en los Tier la necesidad de adaptarse rápidamente a nuevos procesos y equipos.

Pensemos en la necesidad de cambiar miles de moldes, en un lapso retador, para alinear el proceso de cadena de suministro de este nuevo proyecto.

Esta situación no involucra solamente una necesidad sensible al tiempo, sino la elaboración de un proyecto logístico premium que contemple moldes sobredimensionados o de dimensiones especiales, que necesitan llegar urgentemente a plantas en otros países.

Estos cuatro escenarios son solo un retrato rápido de los desafíos actuales que presenta la industria automotriz y, consecuentemente, la importancia de desarrollar relaciones de máxima confianza con FFW altamente especializados en situaciones que se vuelven críticas.

En el equipo de la vertical EP Automotive de Europartners Group, conocemos a fondo los pain points dentro de la cadena de suministro automotriz. Sabemos los riesgos de contingencias en procesos just-in-time (JIT) y just-in-sequence (JIS) y como atacarlos.

Descarga nuestra guía de servicios para la industria automotriz

¿Cómo encontrar la mejor solución sensible al tiempo en la industria automotriz?

Para determinar cuál es el mejor producto de carga crítica o reaccionar con alternativas que solucionen de manera efectiva el reto presentado al momento de una interrupción no planificada de la cadena de suministro de una empresa automotriz, es necesario conocer puntualmente:

  • Qué tipo de material será transportado
  • Cuál es la fecha límite de recolección y entrega
  • Cuál es la necesidad integral del cliente

Entender cómo el cliente llegó al punto de necesitar una solución expeditada para transportar un determinado producto es fundamental para diseñar el plan adecuado, dentro del tiempo en que el cliente lo necesita.

Freight Forwarders que no comprenden la idiosincrasia de las dinámicas de la industria automotriz ofrecerán al sector cualquier solución que tengan a la mano, sin contemplar las consecuencias de utilizar un producto convencional en una situación crítica.

Para seleccionar un proveedor de carga crítica, una empresa automotriz debe tomar en cuenta algunos puntos clave como:

  • ¿Cuál es la estructura que un freight forwarder tiene para “apagar mi incendio”?
  • ¿El FFW realmente entendió mi necesidad? ¿Su oferta me hace sentido, me ofrece tranquilidad y confianza?
  • ¿Tiene la capacidad y la flexibilidad de ofrecer alternativas de productos sensibles al tiempo para solucionar mi situación? ¿Multimodal también?
  • ¿Está dentro de mi presupuesto?
  • ¿Tiene alcance mundial?
  • ¿Mi producto será rastreado y monitoreado durante todo el proceso?

Cada una de estas consideraciones es fundamental. En un mercado en que cada minuto cuenta -y un retraso puede generar una multa contractual considerable-, la inversión en servicios logísticos premium y sensibles al tiempo podría terminar ahorrándole al fabricante cantidades significativas de dinero.

Soluciones específicas para una industria siempre veloz y precisa

En el equipo de EP Automotive de Europartners Group, hablamos el idioma de la industria automotriz. La vertical fue desarrollada hace más de 10 años para convertirse hoy en un equipo especialista y líder en soluciones logísticas para este sector.

Al dominar los detalles técnicos de la logística automotriz, podemos elegir las mejores soluciones para diseñar el mejor plan.

Desde el Control Tower de carga crítica, ofrecemos al mercado monitoreo de embarques 24/7 todos los días del año, con alto nivel de especialización, brindando la posibilidad de activar más de una solución para cada proyecto, prevención de riesgos y capacidad de reacción inmediata ante cualquier incidencia.

Construimos y compartimos análisis, previendo factores externos e internos que puedan sumar o restar a la solución que se ejecutará. Apertura y transparencia en los planes de acción se traducen en visibilidad y control para nuestros clientes.

Nuestra fórmula de éxito para atender a la Industria Automotriz con el nivel de precisión demandado es simple:

  1. Tomar control de la urgencia
  2. Analizar e identificar con total transparencia los riesgos
  3. Diseñar alternativas
  4. Seleccionar la solución más adecuada
  5. Hacer equipo con el cliente y brindar tranquilidad, seguridad y confianza

Nuestra objetividad y eficiencia nos han convertido hoy en día en un FFW especializado en soluciones sensibles al tiempo para la Industria Automotriz, flexibles a cada necesidad específica y precisas en su actuación.

Alex Ramirez, EP Automotive sales manager

Nuestros servicios sensibles al tiempo son rápidos

¿Cuál será el más rápido?

Cuál servicio es más rápido?